Etiquetas del jamón ibérico por colores

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

Índice de contenidos

Estamos seguros de que alguna vez te has fijado en esa etiqueta que tiene el jamón ibérico mientras lo comprabas en alguna tienda o establecimiento, cuando has estado en casa de algún familiar o amigo o cuando lo tenías en tu misma casa.

Te habrás dado cuenta de que estas bridas, que van agarradas en la parte superior de la pezuña del jamón, son de diferentes colores. Y es muy posible que seas de esas personas que no saben para qué se le ponen las diferentes bridas del jamón ibérico o qué significan los diferentes colores que existen de las mismas.

Vídeo sobre las diferentes etiquetas que pueden tener los jamones ibéricos 

¿Qué significan los colores de las etiquetas de los jamones ibéricos?

Los colores de las bridas es un sistema de clasificación del jamón ibérico que se aprobó en 2014 en el BOE, mediante el cual se regula el sector, cambian las denominaciones de las diferentes categorías de producto y establece un sistema de identificación de los mismos mediante un precinto o etiqueta. De manera que los jamones quedan ordenados y clasificados de manera visual para los clientes.

En definitiva, la norma del ibérico define unas características de base para jamones y paletas respecto a raza y alimentación de los animales desde los que se producen estos jamones y paletas ibéricas. Estas son de gran ayuda en términos generales para el consumidor; pues se puede distinguir de una forma bastante sencilla entre los diferentes tipos de piezas existentes que están a su alcance.

Como ya hemos dicho, de manera general estos precintos diferencian la pureza de la raza, la alimentación y el sistema en el que se ha criado el cerdo del que ha salido ese jamón o paleta.

Específicamente y centrándonos en cada aspecto, vamos a explicar uno por uno cada aspecto:

Pureza de la raza

Lo primero, para que un jamón sea considerado raza ibérica, la madre debe ser siempre 100% ibérica, y la única raza con la que se admite el cruce es la duroc.

Si su padre es 100% ibérico tenemos un jamón 100% ibérico.

En el caso de que su padre sea 50% ibérico y 50% duroc obtenemos un jamón 75% ibérico.

Y, por último, si su padre es 100% duroc tenemos un jamón 50% ibérico.

Alimentación del cerdo

La alimentación del cerdo puede estar basada en recursos naturales de la dehesa, en piensos o un mixto entre ambas.

Los cerdos que basan su alimentación en los recursos naturales de la dehesa se alimentan principalmente de hierbas, plantas, bellotas y pastos. Además, llevan este tipo de alimentación durante toda su vida.

El siguiente tipo de alimentación es la que se fundamenta en piensos, normalmente son pienso hechos a base cereales y leguminosas para que sean más naturales. Lo ideal es que esos piensos sean de elaboración propia, como es el caso de García Mimbrero, para que así tengas el control de lo que lleva y come el cerdo, lo que al final repercute en la calidad del producto.

Finalmente, existen los cerdos que se alimentan de manera mixta. Estos cerdos suelen pasar un tiempo determinado de su vida con una alimentación basada en piensos y otro en el que se les deja en la dehesa y se alimentan de los recursos que allí encuentran como hierbas, plantas, bellotas, pastos, etc.

Sistema de cría

Hay varios tipos de crías de cerdos, el primero es en libertad y hace referencia a los animales que andan y pastorean libremente por la dehesa y que su última etapa de vida es la montanera. Durante su vida libre por el campo aprovechan los recursos que la dehesa pone a su disposición de forma natural, y además el que estén moviéndose continuamente ayuda a que la infiltración sea mayor y por lo tanto de mejor calidad en los productos.

El siguiente tipo de cría es en régimen de estabulación y se refiere a los cerdos que viven y crecen es granjas o establos.

Por último, y al igual que en la alimentación, existe un sistema mixto, también llamado cría en extensivo, en el que se mezclan ambos modos de manera que el cerdo está un tiempo estabulado y otro libre por la dehesa, aunque hay que especificar que los animales que se crían de manera mixta no disfrutan del periodo de montanera.

Clasificación del jamón ibérico por etiquetas

Los colores que encontramos en la clasificación de la norma del ibérico son los siguientes:

Etiqueta negra

Es para los productos identifican los jamones de bellota 100% ibéricos Denominación de Origen, el cerdo se ha alimentado de bellota y de recursos naturales mientras se criaba libre en la dehesa y tanto la madre como el padre son 100% ibéricos.

Etiqueta roja

Identifica los jamones o paletas de bellota 75% o 50% ibéricos y es igual que la anterior en cuanto a alimentación y el modo de cría del cerdo, con la diferencia de que no son 100% ibéricos.

Etiqueta verde

Se refiere a los jamones de cebo de campo 100%, 75% o 50% ibéricos, en los que el cerdo se ha criado de manera mixta, tanto en la dehesa como estabulado, al igual que su alimentación, donde ha comido a base de los recursos naturales que ha encontrado en el campo y, por otra parte, piensos naturales.

Etiqueta blanca

Identifica a los jamones de cebo 100%, 75% o 50% ibéricos, en este caso el cerdo no se cría en el campo, si no que lo ha hecho estabulado y su alimentación se basa en piensos naturales.

Ahora ya conoces los secretos que guardan todos los colores de las bridas de los jamones ibéricos, y estamos seguros de que estás deseando probarlos todos para notar todas la diferencias y matices que hay entre unos y otros.

Y al igual que nosotros os hemos contado esto, estamos deseando que vosotros nos contéis que os parece cada uno y que nos digáis cual es vuestro favorito, porque cada una de las diferentes bridas del jamón ibérico tiene su esencia

Nuestros mejores jamones ibéricos

- Productos más vendidos -
Deja una respuesta