Puntos blancos en el jamón ¿Qué son?

Facebook
Twitter
WhatsApp

Índice de contenidos

Alguna vez te habrá pasado, que al lonchear un jamón ibérico te has encontrado con la sorpresa de que tiene puntitos o motas blancas en el jamón. No te asustes, puesto que no está malo, todo lo contrario, es más normal de lo que crees y por supuesto no es sal.

Existen muchos bulos y falsas creencias sobre estos “extraños” puntitos. Ni parásitos, ni sal. Nada más lejos de la realidad.

Te damos una pista, ¡son cristales! Sigue leyendo y descubre qué son y por qué aparecen

¿Qué son los puntitos blancos del jamón?

Se trata de cristales de tirosina, uno de los veinte aminoácidos que forman las proteínas. Es un sólido que forma cristales y que normalmente presenta un color blanquecino. Estos cristales son de tirosina, la respuesta a un proceso de maduración natural, correcto, prolongado en el tiempo y de calidad. Tirosina es sinónimo de artesanía Sinónimo de que el jamón ha pasado por un proceso de curación artesano, lento y natural.

¿Qué es la tirosina?

La tirosina (los alarmantes puntitos blancos en el jamón) es uno de los 20 aminoácidos que componen la proteína. Se clasifica como un aminoácido no esencial en los mamíferos porque su síntesis se produce a partir de la hidroxilación de otro aminoácido: la fenilalanina, un aminoácido esencial.

¿Por qué aparecen pintas blancas en el jamón?

Su aparición o cristalización tiene lugar cuando las proteínas presentes en el jamón se degradan y se dividen en algunos de los aminoácidos que las formas, entre ellos, la tirosina. Durante todo el proceso de maduración se produce una degradación de las proteínas que hay en la carne. Este proceso se denomina proteólisis y es el que da lugar a la formación de aminoácidos libres que acaban por cristalizar en forma de lo que solemos describir cómo pequeños puntos blancos.
 

¿Está bueno el jamón si tiene pintas blancas?

Como hemos comentado anteriormente, estos puntitos blancos son cristalizaciones normales del jamón ibérico, las cuales aparecen tras un proceso de curación natural. Por lo tanto, es totalmente seguro comer un jamón ibérico en el cual han aparecido estos puntos característicos Ahora sí, desvelado el granmisterio puedes tener la certeza de comer y disfrutar de tu jamón con toda tranquilidad y además sabiendo que estos puntitos blancos pueden ser indicativos de su calidad y de una curación lenta y prolongada. Como conclusión destacar que los puntitos blancos, son cristalizaciones de tirosina, estos aparecen en un proceso de curación, lento, natural y de calidad y por lo tanto es un jamón apto para su consumo.
Deja una respuesta